Prendas de cabeza que nos traen de cabeza.

Tomo prestada del ámbito militar la expresión “prendas de cabeza” que me viene como anillo al dedo para el juego de palabras en título de este post. Las tres palabras: cofia, tocado y sombrero hacen referencia a tres tipos de prendas que se utilizan para cubrir...

Ante la duda, tratar de usted ayuda; el tuteo no iguala [Revisión]

Ante la duda, tratar de usted ayuda, es la revisión de un post publicado el 20 de enero de 2016, como post de opinión por la autora de este blog en Protocol Bloggers Point. Usted, ese tratamiento infrautilizado El usted, como tratamiento de cortesía, se está...

Vexilología en septiembre

Durante el mes de septiembre y la primera semana de octubre he tenido el privilegio de asistir al XX Curso de Vexilología que organiza el Instituto de Historia y Cultura Militar del Ministerio de Defensa. Han leído bien, he dicho “privilegio”, porque privilegio...

El refajo también lo encontramos en el refranero, como no podía ser menos. En este caso nos viene “cual pedrada en ojo de boticario“, porque tal y como está la climatología -de cara al #ventemajo- ya nos podemos pertrechar con refajo múltiple porque si no nos sirve de abrigo, hará función de sombrilla.

Por si no lo saben,  este fin de semana los #protocoleros celebramos nuestra IV Jornada de Convivencia Protocolera en #Segovia2018 a la que hemos bautizado con un hashtag – #ventemajo – (solo porque rima con refajo, por cierto). En esa ciudad Castellano-Leonesa nos daremos cita unas 40 personas que tenemos algo en común: el protocolo.

Como les decía el refrán de hoy viene que “ni pintado” porque relaciona el refajo con el clima, o lo que es lo mismo, la indumentaria con la temperatura y de rebote la etiqueta con la estación del año. El refranero es sabio y cuando el clima está revuelto, mejor conservar aquella que te abriga y no exponerse a coger un resfriado por no hacerlo.

De cualquier manera, todos los que vamos a #ventemajo tenemos asumido aquello de que “hasta el cuarenta de mayo, no te quites el sayo”  y hemos puesto en la maleta ropa para todas las estaciones (incluso algún que otro refajo), porque no nos fiamos del hombre del tiempo ni del calendario zaragozano y preferimos “prevenir que curar“.

Con una buena enagua
y un buen refajo,
hace una segoviana
bailar al santo.

 

error: Content is protected !!
Share This